A lo largo de los años que Travesura Realizada lleva activo, hemos tenido la oportunidad de entrevistar a decenas de autores y autoras en el podcast. Sin embargo, la limitación de tiempo y el formato semanal del podcast nos impiden invitar a todas las personas con las que nos gustaría pasar un rato tras los micros. Por eso, a partir de ahora, este blog y nuestro canal de Twitch se convertirán en una vía adicional con la que, de vez en cuando, podréis descubrir a autores y creativos que tienen mucho que decir.

Para inaugurar esta nueva sección del blog, hemos tenido la oportunidad de entrevistar a Lara C. Perez, autora de la novela ‘El Misterio de Carter Dash‘, un libro que nos ha llamado mucho la atención.

Entrevista con Lara C. Perez en Travesura Realizada

–          Hola, Lara. Antes de nada, nos gustaría que pudieras presentarte ante los lectores del blog

¡Hola a todas y todos! Mi nombre es Lara y soy de Sevilla. Desde muy pequeña leo y leo, creo que mis primeras lecturas fueron del Barco de Vapor, serie blanca (la más infantil de todas). Mi madre ha sido la culpable de mi pasión por leer, siempre me ha regalado libros en las fechas señaladas.

Ya de pequeña empecé a escribir diarios, correspondencia con las amigas, cuentos utilizando la máquina de escribir de mis abuelos… y ahí descubrí que me encantaba contar historias. En la adolescencia me pasé al manga y, como también me gusta mucho dibujar, creaba mis propios cómics caseros.

Hace unos años que decidí dar el paso y probar suerte escribiendo mis propias novelas, ya que mientras leo siempre se me van ocurriendo alternativas a la historia original, y me quedaba con las ganas de saber qué hubiera pasado si… Así que me puse a escribir una novela y a participar en concursos de relatos (y oye, gané uno, de la editorial ACEN, sobre la igualdad de los derechos de hombres y mujeres).

Lo que me impulsa a escribir es poder desarrollar toda la imaginación que ronda siempre por mi cabeza (soy una orgullosa friki que ha viciado jugado a videojuegos como Lineage II o World of Warcraft); por ello me decanto por la fantasía, para no tener que limitarme a las normas del mundo real, creando nuevos mundos y lugares donde las cosas mundanas como la televisión o internet no tienen cabida. Lo que sí vas a encontrar son distintas razas de seres mágicos coexistiendo entre ellas. Así que si os gusta este género literario espero que podáis darme una oportunidad.

El Misterio de Carter Dash | Travesura Realizada

–          ¿Qué vamos a encontrar en ‘El Misterio de Carter Dash’?

Vais a adentraros en Arroyo Gris, una ciudad dividida entre ricos y pobres, nobles y plebeyos, donde nadie hace nada por ayudar al prójimo si no saca tajada. En el centro de la historia se encuentra Alessa, una joven de alta cuna que ha crecido en una burbuja de cristal y a quien desde muy pequeña le han dado las directrices de lo que va a ser su vida; pero un día se cruza en su camino un chico que hará que se replantee todo el mundo a su alrededor.

Y aunque el romance y la fantasía son los ejes centrales de la historia, me gusta pensar que es mucho más que eso, y que según con qué edad la leas, te dejarás llevar más por unas cosas que por otras. Aunque está ambientada en un lugar imaginario y en una época anterior a la nuestra, suceden cosas que aún a día de hoy nos son familiares y podemos aprender alguna que otra lección.

        Danos algún detalle más sobre los protagonistas

Por un lado tenemos a Alessa Hyland, una niña rica que lo único que espera de la vida es que suceda tal y como ha sido planeada. Por otro lado está Carter Dash, un joven problemático, hijo de la criada, que esconde un gran secreto que le tortura y por el cual se obliga a sí mismo a mantenerse apartado de la gente.

Evidentemente, al tratarse de una novela romántica, surgirá un interés amoroso entre ellos, no es ningún spoiler, pero habrá que ver si su amor podrá romper la barrera social que les separa o les llevará por diferentes caminos. Además, a su alrededor se mueven otros personajes que tendrán mucho que decir y hacer en esta historia, como el joven con quien Alessa es prometida, los miembros de sus respectivas familias o el misterioso nuevo (y único) amigo de Carter.

–          ¿Hay algún elemento en la novela que creas que la hace diferente a otras historias de este género?

Si bien es cierto que en ‘El Misterio de Carter Dash’ hay varios clichés, como el paso del odio al amor o el romance prohibido entre chica rica-chico pobre, el elemento de la fantasía hace que la historia tome giros inesperados y, por lo que cuentan los lectores y las lectoras, hasta ahora absolutamente nadie se ha visto venir el final. Así que quizás eso sea lo que la hace diferente, que te sorprende más allá de lo que puedas llegar a creer que va a suceder.

–          ¿Qué te hizo decidirte a dar el paso de escribir fantasía romántica?

La fantasía es lo que me gusta leer principalmente y sobre ello escribo; y lo que espero que un día mis propios hijos quieran leer. Como ya he dicho, soy una friki irremediable, no puedo vivir en un mundo normal sin pensar en lo genial que sería poder tener acceso a la magia. Yo debería haber sido la protagonista de esa clase de historias (creo que Sailormoon tiene mucha culpa de esto), pero como no lo soy, pues me tengo que conformar con escribirlas y que mis protagonistas las vivan por mí. Y en toda buena historia hay amor, es lo que mueve el mundo, es lo que remueve los sentimientos del lector y hace que empatices con los protagonistas. Todos anhelamos vivir un amor mágico, de esos que te quitan el aliento y te estremecen de arriba abajo, y los libros te permiten vivir mil y un amores diferentes: románticos, trágicos, prohibidos, oscuros…

–          ¿Cómo has llevado el proceso de autoedición?

Me estuve informando en internet sobre cómo poder autopublicar mi novela, ya que había recibido ofertas de coedición pero no me terminaban de encajar. Y Amazon te permite a día de hoy ser tu propio editor, quedarte un alto porcentaje de regalías, controlar las ventas… Es cierto que no tienes el apoyo de una editorial detrás, pero el escaparate es mundial (aunque hay muchos, demasiados, libros a la venta y puedes quedar sepultado bajo todos ellos). Tienes que estar al pie del cañón a diario y darte tu propia publicidad si no quieres caer en el olvido.

–          ¿Puedes dar algún consejo sobre autoedición a los escritores que te estén leyendo? ¿Quizás basándote en alguna experiencia complicada que hayas tenido?

No sé si estoy capacitada para dar consejos, pues sigo aprendiendo día a día, pero podría decirles que antes de pulsar el botón de “publicar” se lo piensen bien, estén 100% seguros de que todo está perfecto y, cuando todo esté listo, vuelvan a repasarlo todo de nuevo.

A mí me sucedió que, por las prisas de ver mi novela ya a la venta, la primera tirada que encargué estaba llena de erratas y sin márgenes, y es que autopublicar no es fácil, tienes que ser maquetador, portadista, corrector, social manager… O aprendes o buscas un profesional que lo haga por ti.

–          ¿Qué te ha aportado Kmleon Books?

Muchísimas cosas, y todas buenas. Es una comunidad de escritores, lectores, reseñadores, correctores, que hablan tu idioma y se apoyan unos a otros.

Al principio me sentía ridícula publicitando ‘El Misterio de Carter Dash’ por las redes sociales, pensaba que no gustaría y que nadie iba a molestarse en leerla. Un día, vi en internet que se había creado este sello para autopublicados y me atreví a solicitar acceso, y mira por donde, los inquisidores (así llamamos a quienes someten tu novela a estudio para ver si pasas su corte de calidad) estuvieron de acuerdo en admitirme; esto hizo que sintiera el respaldo de otras personas que, como yo, intentan dar a conocer su trabajo, y dejé de sentirme ridícula. Poco después de eso, mi novela salió elegida como lectura mensual en el club de lectura, y quienes la leyeron tuvieron buenas palabras para ella, a pesar de no ser quizás su género favorito. Ahí empecé a creer un poco más en mí, que no es que me falte confianza, pero siempre te queda la duda de si gustará o no, si estarás perdiendo el tiempo y mejor dedicarte a otra cosa. Por suerte, el feedback ha sido positivo, tanto dentro de Kmleon como fuera, y estoy muy contenta por ello.

Lara C. Perez | Autora El Misterio de Carter Dash

–          ¿Dónde podemos encontrar el libro?

En la web o app de Amazon, en formatos digital y tapa blanda. Y si tienes Kindle Unlimited también puedes leerla.

–          Ahora que ‘El Misterio de Carter Dash’ ya está a la venta, ¿te planteas escribir otra historia?

En realidad es la primera novela que publico, pero no la primera que he escrito. “El misterio de Carter Dash” es una historia que escribí en modo brújula para desintoxicarme de la que realmente fue mi primera novela, inicio de una trilogía, y de la que necesitaba tomar perspectiva y alejarme un tiempo para poder continuar. Y dicha trilogía ya está escrita y terminada, por lo que es mi intención publicarla en un futuro próximo, quizás con unos cuantos meses de diferencia entre las tres entregas.

Y por supuesto, mi mente sigue trabajando y anotando ideas para próximos proyectos. Escribir es para mí una especie de terapia que me hace mantenerme ilusionada en un proyecto tan personal como lo es crear una historia, con su mundo, sus gentes, sus conflictos…

–          ¿Qué tres libros de fantasía nos recomiendas?

Si se trata de fantasía romántica, os recomiendo leer a Sarah J. Maas, quien para mí es la actual reina del género. Pero déjame que os recomiende tres novelas de fantasía en general que he descubierto estos últimos meses y que me han encantado, y todas ellas de autores españoles autopublicados:

1. Danza de sangre, de Mark J. Leiver.

2. Cosas de goblins, de J. J. Poderoso.

3. Invade me, de Manu Franco.

Y es que ser autopublicado no quiere decir no tener talento o haber sido rechazado por una editorial. Simplemente es otra forma de publicar una novela. Estos tres ejemplos son prueba de la gran calidad que hay ahí fuera.

–          ¿Y otros tres que no te hayan gustado?

Uf, esta pregunta es difícil, porque si un libro no me gusta lo abandono. Tengo poco tiempo libre y no puedo estar esperando a ver si la historia mejora o no, tiene que engancharme rápido. Así que quizás si digo uno que no me haya convencido y haya dejado a medias, la gente se me puede echar encima por opinar sin haberlo terminado. Además, que a mí no me haya gustado no significa que sea malo o que no merezca ser leído, y como a mí no me gusta calificar el trabajo de otros (ni soy quién para hacerlo) creo que me iré por la tangente y no diré ninguno.